Más ideas de Rey Demens
.

Cuando no puedo mirar tu cara miro tus pies. Tus pies de hueso arqueado, tus pequeños pies duros. Yo se que to sostienen, y que tu dulce peso sobre ellos se levanta. Tu cintura y tus pechos, la...