Más ideas de Carles
Petra, Jordan

pequeñas piedras en el caminos, con mil caídas pero con una real satisfacción al final del trayecto.